Serum de Argán y células madre de naranjo 50 ml - Hieconatura
Serum de Argán y células madre de naranjo 50 ml Ver más grande

Serum de Argán y células madre de naranjo 50 ml

Nuevo producto

Frasco de 50 ml. Serum de argán biológico, rico en antioxidantes naturales y aceites esenciales. Su combinación con las células madre ayuda a recuperar la elasticidad de la piel e incrementar su firmeza, suavizando las arrugas, obteniendo una piel de aspecto más sedoso y suave al tacto. Cosmética natural 100% certificada.

Más detalles

22,50 € impuestos inc.

Más

Beneficios del Sérum Facial de Argán

Un sérum facial es un producto cosmético cuyas virtudes principales son su rápida absorción y su elevada capacidad para penetrar hasta las capas más profundas de la piel. Se caracteriza además por no dejar sensación grasa en la piel y por tener en su composición una mayor concentración de ingredientes activos que los presentes en una crema facial.

Beneficios del Sérum Facial de Argán

Un sérum facial es un producto cosmético cuyas virtudes principales son su rápida absorción y su elevada capacidad para penetrar hasta las capas más profundas de la piel. Se caracteriza además por no dejar sensación grasa en la piel y por tener en su composición una mayor concentración de ingredientes activos que los presentes en una crema facial.

El sérum es un concentrado de belleza facial cuyos principios activos son más potentes y concentrados que los de una crema hidratante convencional, por lo que deben ser el complemento de nuestra rutina de belleza diaria.

La textura de un sérum facial suele ser más fluida que la de las cremas, contienen ingredientes activos altamente concentrados que no aportan grasa, penetrando así fácilmente en las capas más profundas de la piel para aportarle la nutrición interior necesaria. Podemos decir que estos cosméticos son los que abren el camino en la piel para que penetren con más facilidad los activos de las cremas hidratantes, que son las que tienen la función de proteger la piel de las agresiones externas, como los rayos de sol, cambios de temperatura o la contaminación, mientras que los sérums son los encargados de nutrir y reparar la piel desde dentro.